Consejos y avisos

Os recomiendo visitar los dos blogs, ya que a partir de ahora los días que haya entrada en www.Ourensenotempo.com no la habrá en http://ovrense.blogspot.com y viceversa.

Mail ourensenotempo@hotmail.com

20/4/15

Ourense en tres partes "Couto" (Pacheco 196...)

   Entre las que yo llamo joyas de mi colección (es una apreciación particular, más de uno opinara muy diferente…),  están una serie de copias digitales de seis fotografías que el maestro Augusto Pacheco realizo entorno al año 1963 ??.

   Se trata probablemente de los descartes de una  vista panorámica de nuestra ciudad desde el habitual enclave de:  Salto do Can;  que comparándola con las que anteriormente había hecho su padre José Pacheco  y el mismo, nos facilitan a día de hoy conocer como fue cambiando nuestra ciudad en el tiempo. Como, digo la calidad del enfoque y las diferencias de luz entre otros muchos detalles, me llevan a pensar que estas son algunas de las  pruebas que el maestro realizo como trabajo previo a la que se supone que iba a ser la primera vista panorámica de Ourense obtenida con el novedoso (en aquellos años 60´s) sistema de foto en color

   Hoy, mañana y el miércoles os mostrare tres de estas imágenes, que no resulta complicado convertir en una panorámica, (las otras tres aunque no hay duda de que se hicieron en las mismas fechas,  tienen diferencias notables de luz, y lo que es peor no son contiguas; seguramente se hayan perdido algunas tomas intermedias)
   Ahhhhh. Me olvidaba de comentaros, el trabajo definitivo, o no llego a hacerse, o no he sido capaz de encontrarlo. (Habrá que seguir revisando publicaciones de finales de los sesenta……)
Comenzamos con mi barrio de adopción:  

   El Couto

   En el 65, el barrio contaba  con cuatro elementos que marcaban su identidad. El estadio de fútbol (no se ve por poco), el Santuario de Fátima, el complejo del Santo Ángel, y las instalaciones de la fundición Malingre, aunque a estas últimas y su espectacular chimenea industrial, poco tiempo les quedaba.

   En primer término podéis ver precisamente los jardines y el depósito de agua que tenían los Malingre en su casa. Y llaman la atención dos detalles; uno  es que ningún edificio en el barrio podía presumir de aquellas de ser más alto que el recién estrenado campanario de Fátima. Y la otra la gran cantidad de puntos verdes que había de aquellas, pequeños huertos y jardines además de arboles en las calles y caminos.

   La calle Ervedelo estaba ya prácticamente construida, de hecho a partir de esa época, comenzaron a caer los antiguos edificios de una o dos alturas y empezaron a aparecer los nuevos con un  mínimo de cuatro; la Remedios aun tenia solares libres, la  Greco era solo un camino, al igual que Murillo y Velázquez que como me dice el amigo Espada era de tierra.  La recién nacida Dalí  ni siquiera estaba en proyecto.  Los ramales a la izquierda de Ervedelo, Monseñor José Álvarez, Vila Real y Zurbarán, tenían números en vez de nombres, (la 60…).  Algunos ourensanos habían escogido el barrio para vivir alejados del ruido del centro urbano, y para eso se construyeron chalets que permitían una vida cómoda y descansada, Don Marcelo Macías y  Jesús  Soria, los más recordados, pero no los únicos, quien no recuerda el llamativo Casal do Couto, con sus hiedras, y la gran finca que había al final de Ervedelo que en su interior tenía una piscina hecha de piedra????. 
    De todas formas no penséis que el Couto era un pequeño barrio, en los sesenta ya se había abierto su tercera farmacia, (la de Rosario Olano, vino a complementar las de Gasalla y Matilde Sánchez), tiendas de ultramarinos ya había unas cuantas, eso sí regidas por los que fueron padres y abuelos de “coutinos” aun hoy queridos y respetados,  Charo (zapatillas), Pilocha y Lela Rial, María Esther, anda me olvidaba, recordáis la lechería enfrente de Fátima, (después paso a la pequeña calle peatonal al lado del Santuario); ahhh y el Claudio (kiosco, librería, donde hace poco me decía el amigo Seijas que cambia sus tebeos y novelas), grandes personas.

   Imposible recoger toda la historia de este gran barrio en tan pocas líneas, así que os lo dejo para vosotros; en plan buscando a Wally, ¿intentar encontrar las dos serrerías?, yo solo veo una.
   El  vecino Canedo, también mostraba “mucho campo”, que placer para los constructores, pero allí se divisan su oficina de correos, y lo que creo que era el cuartel de la guardia civil. 

MAÑANA EL CENTRO

No hay comentarios: