Consejos y avisos

Os recomiendo visitar los dos blogs, ya que a partir de ahora los días que haya entrada en www.Ourensenotempo.com no la habrá en http://ovrense.blogspot.com y viceversa.

Mail ourensenotempo@hotmail.com

1/11/12

Peña cen grados. Gracias


   Desde hacía tiempo, me habían invitado a disfrutar de su compañía, (y de paso de una buena cena, que todo hay que decirlo), los amigos de la Peña Cen Grados.
   El jueves pasado por fin pude acercarme por su local en la avda. de Zamora, y creo que lo único que procede, es darle las gracias por el trato recibido, y felicitarlos por el excepcional ambiente que se respira en la Sociedad. Cierto es, que teniendo el estómago bien atendido como es el caso, resulta fácil sacar a relucir el buen humor no os parece ?.
Otro dia hare una entrada para presentaros al artista de la Peña Gonzál, autor de este mural que representa a los socios fundadores, y os mostrare a los Santos patronos de la Sociedad.
   Por lo que me contaron nació la sociedad hace precisamente en estos días veinte años, y como siempre los comienzos se mostraron llenos de incertidumbres; de hecho el comienzo fue en un pequeño garaje, que lógicamente no disponía de cocina, por lo cual con tantas ganas como dificultades, se fue capeando el temporal, (aprovechando la generosidad de la mujer del Presidente que autorizaba la intromisión en la cocina de su casa) hasta que surgió la oportunidad de continuar su andadura en un piso encima del bar Fuentefria, que permitió que se consolidara la, Sociedad.
   Tras una estancia en un local muy cercano al actual, necesaria por el constante aumento de los socios, llegan por fin a su ubicación actual, donde con mucho esfuerzo se han hecho con unos fogones que hábilmente utilizados por los socios, producen manjares caseros, pero dignos de cualquier restaurante de calidad.
   Por hoy creo que son suficientes estas pinceladas de la historia de esta Sociedad que si tenéis oportunidad os recomiendo que conozcáis.
   Otro día os hablare de los caldos que se traen entre manos, que sin grandes nombres ni precios, permiten un excelente disfrute de la cena.
Ah, me olvidaba aquí os dejo la prueba de la cena del otro día; tengo que preguntar si puedo volver, y si me dejan llevar una fiambrera.

No hay comentarios: